Abuelas recuperó la nieta 126
Martes 05 de Diciembre

Abuelas recuperó la nieta 126

Sociedad | Su madre estaba embarazada de 7 meses cuando fue secuestrada el 14 de diciembre de 1976. Se había casado con el entrerriano Edgardo Garnier. La identidad se dará a conocer este martes.


La nieta de recuperada en el centro de la imagen. Foto: Infobis.

La nieta 126 encontrada por Abuelas es hija de Violeta Graciela Ortolani, quien cuando tenía 23 años y estaba embarazada de 7 meses fue secuestrada el 14 de diciembre de 1976. Se había casado con el entrerriano Edgardo Garnier.

Violeta nació en Buenos Aires el 11 de octubre de 1953, pero al morir su madre, su padre se radicó en Bolívar. Juntos, pasaron algunos años hasta que la mujer se trasladó a La Plata para comenzar sus estudios universitarios, según publica el sitio Infobis.

Edgardo nació el 7 de agosto de 1955 en Concepción del Uruguay, provincia de Entre Ríos. Su familia lo llamaba “Edgar” o “Rober” y sus amigos “El Chueco” o “El Pato”.

Ambos militaron en la FAEP, y particularmente Edgardo también lo hizo en la JP y Violeta en la JUP. Luego compartieron su militancia en la organización Montoneros. Sus compañeros la llamaban “La Viole” y a él “La Vieja Bordolino” o “El Viejo”.

Violeta fue secuestrada el 14 de diciembre de 1976 en el Barrio La Granja, La Plata. Edgardo fue secuestrado el 8 de febrero de 1977 en la ciudad de La Plata. La joven estaba embarazada de ocho meses. Pensaban llamar Marcos, Enrique o Vanesa al bebé que esperaban.

La pareja continúa desaparecida. Su hija es la nieta 126.

acuerdo a lo que publica el sitio Uno Entre Ríos, la nieta encontrada es sobrina de la docente Silvia Garnier, quien fuera Secretaria General de la Seccional Uruguay y actualmente se desempeña como vocal del Tribunal de Disciplina del Consejo General de Educación en representación de AGMER", remarcaron en un comunicado oficial.

"Desde nuestro Sindicato saludamos a nuestra compañera Silvia Garnier y, especialmente, a su madre que luchó incansablemente por saber la verdad y encontrar a su nieta. Esta noticia nos sorprende, nos alegra y nos demuestra que vale la pena luchar por conocer la verdad, mantener la memoria y encontrar la justicia", explicaron.